El camino de la Verdad

¡Amplio es el camino de la verdad!

El camino de la Verdad

Todos quieren saber qué es la verdad y la buscan por distintos caminos sin poder hallarla.

¿Qué es la verdad?

Muchas cosas pueden decirse sobre la verdad, pero hay un momento único para la obtención de la verdad y un estado especial de conciencia para percibirla en su absoluta magnitud.

Si tú quieres obtener la verdad, estúdiate a ti mismo. Ésta es la mejor manera de obtenerla.

La gente actual no puede hallar la verdad, porque tiene la mente ocupada con cosas baladíes. Aún no han ganado su libertad. El sentido de la vida actual comprende la liberación de lo inútil, para poder crecer.

La verdad es el objetivo del amor. No es posible hablar del verdadero amor, mientras la verdad no es amada.

        ¡Amplio es el camino de la verdad!

Uno de los propósitos del hombre es comprender la relación de las verdades simples en la vida. No se trata de grandes verdades, sino de las simples y sus interrelaciones.

Dios es omnisapiente. Ha creado de tal manera el mundo, que las condiciones constantemente cambian, a fin de que la conciencia humana se expanda y no abarque solo una idea.

¡Si quieres hallar la verdad, no concentres tu conciencia en un solo punto!

¡Observa todas las condiciones como posibilidades para tu desarrollo!

Al discípulo también se lo examina en el camino de la verdad. Por consiguiente, debes decir siempre la verdad. No se le permite al discípulo mentir. La mentira en él es una falta doble.

Cuando cometes un error y no lo quieres reconocer, tú mientes. El discípulo expresa su belleza cuando dice la verdad, porque lo bello es el ropaje de la verdad. Y no hay nada más bello que encontrar a un hombre que nunca miente.

¡No hay rostro más bello que el del hombre veraz!

La concentración en la verdad divina va acumulando fuerza. Así el hombre se convierte en un acumulador.

Cuanto más se concentra el discípulo en la verdad, tanto más fuerte será espiritualmente.

¡La fuerza del discípulo llega de lo Alto!

¡Verdad absoluta! ¡He aquí el ideal de la Nueva Enseñanza!

¡Verdad absoluta! ¡He aquí el ideal de la Nueva Humanidad!

¡Mantén este ideal en tu alma!

Peter Deunov

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *