Entrando en el Gran Mundo.

Ustedes todavía se hallan en las sombras del Amor.

Entrando en el Gran Mundo.

La lluvia veraniega pasó como un suspiro, limpiando y refrescando el aire. Uno podía respirar con facilidad Sobre el valle apareció el brillante arco iris. Nosotros nos sentamos alrededor de nuestro amado Maestro bajo el gran nogal frente a la casa. El aroma de sus hojas permeaba el aire húmedo. Grandes gotas de agua de lluvia todavía caían desde sus ramas.

Alguien preguntó: «Maestro, usted nos habla constantemente acerca del Amor como si fuera algo nuevo y desconocido para nosotros. Pero nosotros creemos que conocemos algo al respecto»

El Maestro dijo:

Las personas no pueden todavía recibir el verdadero Amor ya que los órganos necesarios para esto aún no se han desarrollado en los seres humanos. No todos los gusanos forman un capullo duran te el mismo día. Del mismo modo, cada persona arribará al Amor Divino a su debido tiempo. En el presente, el Amor incondicional solo puede ser alcanzado por las personas de más alta evolución. Las gentes de hoy en día no comprenden el Amor. Es un poder que todavía les es desconocido.

Leyendo el Nuevo Testamento ustedes verán que debido a las vicisitudes de la vida el amor de mucho se enfría. En otras palabras, muchos carecen de la fuerza necesaria para sobrellevarlo.

Amar a alguien significa elevar a esa persona a una gran altura. Dejar   de amarlo, es bajarlo de esa altura. Esto no es filosofía, es la naturaleza del amor humano.

Hay algunos que preguntan acerca de este Amor del que yo hablo. Este es el Amor Infinito, que aún no se ha manifestado. Dios habita en él. Dios se manifiesta a través de él. La vida tiene valor en lo Infinito y lo aun no Manifestado. El Amor Divino es un Mundo Infinito.

Cuando hablo del Amor no me refiero al amor humano. El Amor es algo sublime, que sólo unos pocos han experimentado. A menos que los seres humanos experimenten el Verdadero Amor, ellos solo percibirán emociones.

Las personas sólo pueden ser amadas como almas. Cuando ustedes aman a alguien como a un alma, ustedes no prestarán atención a sus debilidades y fallas, del mismo modo que una madre no presta atención a los errores de su hijo. Si ustedes logran esto, ustedes habrán resuelto uno de los mayores problemas de su vida: ustedes habrán logrado hacer la Voluntad de Dios.

Una característica del Amor Divino consiste en que todo lo que ustedes obtengan a través del Amor no les podrá ser quitado. Además, cuanto más lejos se hallen de aquel que aman, tanto más cerca de esa persona se sentirán y tanto más fuerte será su Amor. En el caso del amor humano se cumple lo opuesto: su amor es fuerte solo cuando están cerca del amado, y cuando están lejos, el amor desaparece.

Ustedes todavía se hallan en las sombras del Amor.

Las gentes necesitan este Amor extraordinario, que todo lo abarca.

Existe una gran Vida sagrada que ustedes no conocen. Existe algo grande y glorioso que ustedes no pueden imaginar. A través del Amor Divino ustedes entrarán en este Gran Mundo.

Beinsa Douno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *