Hemos de ir de la mano, tomar y dar, es al final, lo mismo.

Cuando se os presentan las verdades tal como la Inteligencia cósmica las ha creado, no comprendéis nada, porque estuvisteis en escuelas humanas en las que se os inculcaron ideas erróneas.

Hemos de ir de la mano, tomar y dar, es al final, lo mismo.

Es necesario que los capitalistas y los comunistas se comprendan para ayudar conjuntamente a la humanidad. Ambos son necesarios porque las dos corrientes del capitalismo y del comunismo trabajan simultáneamente en el universo. ¿Por qué los humanos están divididos en este sentido si el equilibrio cósmico reposa en esas dos corrientes? Convertíos, pues, en verdaderos capitalistas y comunistas a la vez, y alcanzaréis la plenitud.  

Muchos comunistas lo son porque se les obliga a ello, se les quita su terreno, su casa… no son ellos quienes han decidido darlo. Por lo tanto, ¡se trata de un comunismo muy raro si se obliga a la gente a dar lo que les pertenece! Limitar, oprimir, aplastar a los demás, ¿es eso comunismo? No, el comunismo consiste en enseñar a los seres a repartir, a dar, a sonreír, a amar, conservando al mismo tiempo el capital, porque sin capital, ¿qué se puede hacer? Si no tenéis ni un céntimo, aunque tengáis fantásticas ideas, no podréis realizarlas. Mientras que con capital, montáis una empresa, ganáis enormemente, e inmediatamente podéis repartir vuestros beneficios: os convertís en comunistas. Pero para llegar a ser comunista, primero hay que ser capitalista.   ¡Eso es lo que hay que entender! Si no tenéis nada, no podréis ser comunista. Todos los que poseen capitales y que no han comprendido la razón de ser del capital son capitalistas muy negativos, y los comunistas llevan razón al atacarles. Pero no tienen razón cuando atacan a los verdaderos capitalistas, porque sólo los verdaderos capitalistas son verdaderos comunistas.

Diréis: « ¡Dios mío! ¡Qué complicado es todo, no comprendo nada!» Sí, todo se complica en vuestras cabezas porque no estáis instruidos en la Ciencia iniciática. Cuando se os presentan las verdades tal como la Inteligencia cósmica las ha creado, no comprendéis nada, porque estuvisteis en escuelas humanas en las que se os inculcaron ideas erróneas. Mientras que yo he ido a la Escuela de la Inteligencia cósmica en la que se me ha dicho lo siguiente: si no eres capitalista, no puedes convertirte en comunista. Por lo tanto hay que ampliar nuestra comprensión, llegar a ser un capitalista y servirse de las propias riquezas, incluso del propio cerebro, de la boca, de los brazos, de las piernas, para hacer el bien. En ese momento, sois un comunista ideal. Pero si no tenéis nada y queréis ser comunista, ¿qué bien hacéis? Ninguno. Y si tomáis lo que no os pertenece, sois un ladrón.

Omraam Mikhaël Aïvanhov.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *