Las armas nuevas. El amor y la Luz.

Podemos hacer la guerra, sí, la guerra donde nuestra conquista sea, conquistar a nuestros hermanos, todos; humanos, animales, plantas con armas de Luz y Amor

Las armas nuevas. El amor y la Luz.

Evidentemente, Marte, el instinto de agresividad, existirá siempre, y por ello el hombre siempre experimentará la necesidad de batirse y de conseguir victorias. Los fines y los medios cambiarán, pero la necesidad, la tendencia no desaparecerá. El hombre tiene el derecho de declarar la guerra al mundo entero porque es una necesidad que la naturaleza ha colocado en él. Sí, tiene el derecho de hacerlo, pero únicamente con las armas del amor y de la luz. En el futuro, la guerra, tal como existe actualmente bajo formas tan homicidas, desaparecerá: los humanos habrán comprendido cuán costosas son las guerras en todos los órdenes, y cesarán de asesinarse. Pero puesto que el espíritu belicoso persistirá – la propia Inteligencia cósmica no quiere que se extinga – los humanos seguirán combatiéndose, pero bajo otras formas, y el vencedor, en lugar de destruir a los demás, les dará la vida, la riqueza, la luz, el amor. ¡Y será tan hermoso! Por lo tanto siempre habrán batallas, pero serán de una naturaleza diferente, como las batallas que se libran en el espacio las estrellas y los soles enviándose continuamente flechas de luz.  

Omraam Mikhael Aivanhov. El egregor de la Paloma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *